Un trono de 8.000 kilos

Un trono de 8.000 kilos

Año 1958, la Cofradía del Amor estrenaba un majestuoso trono para su Titular mariana, Nuestra Señora de la Caridad. El trono fue realizado por el admirable Pedro Pérez Hidalgo que causó gran admiración por su monumentalidad.

8.000 kilos de peso en concreto, que lo convertía en uno de los más grandes de la Semana Santa de Málaga, siendo el mayor exponente del sentimiento barroco por el que se expresa el sentir cofrade.

La Cofradía del Amor fue de las primeras en incorporar a hombres de trono que fueran hermanos; un triste suceso el Viernes Santo de 1969 les llevó a tomar esta decisión.

Aquel Viernes Santo los hombres de trono que llevaban a Nuestra Señora de la Caridad, insatisfechos por que no se correspondían sus demandas salariales que iban en aumento conforme avanzaba el recorrido, abandonaron en mitad del Pasillo de Santa Isabel el trono de la Vírgen. 

Los malagueños no dejaron a la Vírgen de la Caridad en la calle, y entre unos y otros la llevaron hasta el Santuario de la Victoria. Al año siguiente se dejó de procesionar aquel trono de 8.000 kilos, siendo sustituido por uno mucho más pequeño y sin palio (se le llegó a bautizar como «caja de cerillas«)

Así, en el año 1970, alumnos agustinos del colegio de los Olivos llevaron a la Vírgen. La media de edad no superaba los 16 años. La procesión fue todo un acontecimiento que quedaría en la memoria de los malagueños.

Autor

Cofrade y Hermana de Zamarrilla, Santo Traslado y Sepulcro. Escribiendo Historias desde 2016.

X Contenido protegido